Información detallada en el enlace

Parece magia, sí. Y es el motivo por el cual ayuda a mantener hidratada nuestra piel. Eso explica por qué los sueros y cremas cosméticas llevan ácido hialurónico. Además, como está presente de forma natural en el organismo, es muy bien tolerada por la piel.

¿CUÁLES SON LOS BENEFICIOS PARA EL CUIDADO DE LA PIEL?

Una piel bien hidratada es más firme y tiene un brillo más luminoso. En cambio, una piel deshidratada aparenta mayor opacidad, le falta brillo y aparece más holgada. Por otro lado, el ácido hialurónico actúa como una esponja, capaz de retener grandes cantidades de agua en la piel, y así le aporta volumen, además de reducir las arrugas y disimular las líneas de expresión y revitalizar las capas superficiales externas de la piel.

El ácido hialurónico actúa como una esponja, capaz de retener grandes cantidades de agua en la piel, aporta volumen, además de reducir las arrugas y disimular las líneas de expresión.
Al mismo tiempo, el ácido hialurónico aporta una apariencia saludable a la piel, por lo que se pueden resumir aquí sus principales beneficios:

Mantiene la correcta estructura de la piel.
Retiene el agua en la epidermis, pues hidrata de forma natural.
Facilita la reparación celular.
Rellena las arrugas.